El español defendió, de la seguridad del concierto, a esta chica que no se separó de sus brazos.

El cantante, Enrique Iglesias, donde quiera que se pare en un escenario vuelve locas a todas y cada una de sus fanáticas y es que esta vez una de ellas “se voló la barda” y burló la seguridad del concierto para llegar hasta los brazos del español, quien la recibió de la mejor manera.

Enrique muy atento y caballeroso con su fanática la defendió de su propia seguridad, en el video se muestra como el cantante manotea a los escoltas para que no se lleven a la mujer, ya que al verla prendida en los brazos de Enrique hicieron cuanto pudieron para quitarla y bajarla, pero gracias a la humildad y caballerosidad del cantante, su fan cumplió su “experiencia religiosa “